miércoles, 8 de septiembre de 2010

Mi niño perdido...



 ¿Dónde estás mi niño perdido? ¿Dónde te has ido?
Las olas del Mar borraron tus huellas sobre la arena, ya no escucho tu risa en el jardín encantado, donde solíamos jugar con pegasos y unicornios.
Te escribí cartas, cartas que no quise escribir, cartas que nunca te llegaron, pues las escribí con la tinta de mi indiferencia.
También te he buscado, sí, te he buscado con ansias de no encontrarte y… con deseos de olvidarte... ¿sabes? Ya soy un adulto y como que no va conmigo eso de jugar.
Sí, sí ya lo se, se que me has llamado en la brisa del verano, y en las noches estrelladas me hablas al oído pero.... ya no creo en los duendes ni en las hadas, ¿es que no lo entiendes? Ya no los veo como antes, también ellos se han ido contigo.
Pero....hoy estoy aquí en medio de la nada, completamente solo y rodeado de tanta gente, hoy quiero decirte (gritarte) que te necesito, pues la vida no ha sido lo mismo sin ti, ya no hay aventuras, ya no navegan piratas en alta mar, no hay princesas que rescatar, ya no hay emociones ni cosas nuevas por descubrir, el día simplemente es un día más.....
¡Pero hoy saldré a buscarte! Te buscaré en el huerto del gigante del cuento aquel de Oscar Wilde, te buscaré en el país de nunca jamás entre tantos otros niños perdidos, te buscaré también en algún lugar más allá del arco iris, preguntaré a las sirenas: ¿han visto a mi pequeño niño perdido?, preguntaré al principito en su pequeño planeta y su rosa única, preguntaré a los gnomos, a los elfos, a los espíritus del bosque, a los Devas, a los Dioses, frotaré la lámpara maravillosa y mis tres deseos serán que nunca dejes de reír y de jugar.
 Sí, se que te encontraré por que se, que tu también me buscas, me buscas cabalgando, en tu caballito de madera con tu espada en la mano junto a estrellas fugaces....¿Que podría obsequiarte?... ¿Oro? ¿Incienso? ¿Mirra?... ¿Que podría yo darte, que valga más que las gemas y esmeraldas del nirvana que tu tienes para mi? Sólo te puedo ofrecer mi podredumbre y miseria.
También te quiero decir que......espera....¡espera!...que "algo" me aprisiona la garganta, me ha caído una "basurita" en los ojos y... ya no puedo seguir escribiendo........
Desconozco el autor de esto pero quise compartirlo con todos porque me gusto mucho. 
Para el final como siempre comparto con Uds un tema para el recuerdo: Plegaria para un niño dormido - Almendra

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario. Muchas suerte! Buena vida...!